Comedor comunitario Tambitos padece hostigamiento constante en Durango

Con un desalojo por parte de autoridades, este comedor sustentado principalmente por integrantes de la cooperativa Los Rosales de Guadalupe, lucha a diario por seguir dando alimento a personas de escasos recursos.


Redacción
Ciudad de México // 24 Octubre de 2012

El comedor gratuito Tambitos ofrece entre 200 y 250 comidas diarias a indigentes, personas marginadas, población indígena de zonas aledañas, fue víctima de un desalojo en abril pasado por parte de autoridades municipales que derivó en su reubicación en su actual sede en la colonia Tierra Blanca.

Según Hugo Cano de la cooperativa Los Rosales de Guadalupe que soporta al comedor, al menos el 80% de los usuarios del comedor gratuito son de población indígena, y agrega que el comedor se encuentra en mejores condiciones que en su anterior sede, además de que muchos vecinos y comerciantes se han solidarizado y están apoyando el comedor.

Con otro intento de desalojo, sin orden judicial alguna por parte de autoridades del municipio en septiembre pasado, el comedor además padece de la inconformidad de trabajadores del CADI (Centro de Capacitación y Desarrollo Integral), que aunque no están en contra de que se alimente a indigentes, si lo están que se haga a escasos metros de la Institución en la que laboran.

Luego del desalojo con violencia por parte de autoridades en la madrugada el 8 abril del año en curso, a los días posteriores se llegó a un acuerdo en donde las autoridades del municipio se comprometían a pagar una renta del espacio en donde se reubicaría, a la vez que se buscaría y donaría un espacio para el comedor gratuito.

No obstante de que el municipio solo pagó un mes renta, y de que no ha propuesto opciones del espacio en donación, en el último mes han dado información contradictoria. Según consignan medios locales, las autoridades pretenden entregar en comodato un terreno al comedor para el que ya se tienen tres alternativas posibles, mismas que el comedor no ha aceptado.

Sin embargo, en entrevista a los encargados del comedor han expresado que no se le han hecho estas supuestas propuestas, y es a través de los medios que se han enterado de ellas. Así sucedió también a mediados de septiembre, cuando se difundió en la prensa local que el comedor Tambitos estaba clausurado, aunque nunca ha dejado de dar servicio.

Hugo Cano, miembro de la cooperativa Los Rosales de Guadalupe y unos de los responsables del comedor denuncia que “el municipio no quiere que se apoye a este tipo de gente, la política social del alcalde es totalmente discriminatoria de los derechos humanos”, denuncia.

Como una forma de evaluar su presencia en la colonia Tierra Blanca en el municipio de Tambitos Durango, el Comedor Comunitario Tambitos ha iniciado una encuesta con el fin de conocer la opinión de la mayoría de los vecinos entorno a sus actividades.

Explica Hugo Cano, la hoy constituida como asociación Albergue y Comedor Gratuitos Tambitos A.C. siempre ha estado en disposición de llegar a acuerdos con autoridades, mismas que no han cumplido con lo pactado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deja un comentario
Por favor ingresa tu nombre