Ante el hiperconsumo, Buen Trueque

0
29

Como alternativa al Buen Fin, surge el Buen Trueque, el fin de semana más solidario.


Redacción La Coperacha
Ciudad de México // 13 de noviembre de 2014

En medio de una campaña de boicot al Buen Fin, diversos grupos empresariales llamaron a consumir. Dijeron que “no comprar nada tendría efectos contrarios en los indicadores y podría golpear a pequeñas y medianas empresas”.

No dijeron que en 2013 la Procuraduría Federal del Consumidor recibió 81 denuncias y 65 quejas por incumplimiento de promociones y publicidad engañosa. Tampoco comentaron que 9 millones de mexicanos adquirieron deudas por compras a crédito que sumaban 170 millones de pesos, como lo reportó el Banco de México.

No queremos boicotear
Ante la invitación al boicot los organizadores del Buen Trueque señalan no estar interesados en eso, el Buen Fin se desprestigia solo. “Nosotros no decimos que no se consuma, nosotros estamos en contra del hiperconsumo y los efectos perversos que acarrea, promovemos el comercio local y responsable, pagar lo justo y dignificar el trabajo de productores”, dice Eduardo Aguilar, uno de los organizadores del Buen Trueque.

“Aplaudo que la gente cada día esta despertando, aplaudo que la indignación lleve a la acción pero debemos educarnos e informarnos para cimentar bien este nuevo camino y no quedarnos en la catarsis del momento”, dice a su vez Ita Reyes, coorganizadora del Buen Trueque en Cancún.

Este es el tercer año consecutivo que se desarrolla esta actividad en nuestro país, en 2012 y en 2013 se hizo sólo en cuatro estados, pero este año se agregaron 10 más. El número de ciudades que se han unido ha sido impresionante, comenta Eduardo Aguilar, también integrante de la Red de Economía Solidaria de Guadalajara.

Desde Chihuahua hasta Cancún
El mapa del Buen Trueque se ha alargado del norte al sur. Chihuahua se estrena con un trueque artesanal en un espacio 100 por ciento autogestivo, el Tianguis Cultural Revolución, dice Zinnia Makrama, organizadora.

Más al sur, los buenos trueques organizados por colectivos se realizan también en otras ciudades como Mazatlán, La Paz, Monterrey, el Puerto de Veracruz, Puebla, Aguascalientes, Tlaxcala, Valladolid, Cancún y el DF.

Guadalajara se ha vuelto una ciudad emblemática para el trueque. En el Parque del Refugio y en el Corredor Cultural Expiatorio, diversos colectivos de trueque y tianguis solidarios han formado espacios de comercio local, alternativo y ahora de trueque.

Trueque en las nubes
En el pueblo de San Gabriel Mixtepec, Oaxaca, una comunidad entre nubes por el camino a Juquila donde las trasnacionales no llegan, este año se realiza por primera vez el Buen Trueque solidario, aunque ahí la solidaridad es una actividad cotidiana.

Lo curioso es que esta actividad de economía solidaria está organizada desde una figura de gobierno, el Instituto de Juventud municipal.

Para el Buen Trueque de San Gabriel Mixtepec, que se realiza en la plaza principal, participan locatarios del mercado y puestos ambulantes. El intercambio de productos, plantas medicinales y comestibles, se hace por otros productos, materiales o por “horas tequio”, dice Julio César Basulto Meyer.

Cuando se les invitaba para hacer el Buen Trueque a los pobladores y vecinos de este lugar decían que “así era antes”.

Quieren una granja de tilapias, ofrecen comida tradicional yucateca
Los intercambios son tan variados que van de electrodomésticos, estufas, televisiones, refris, y “hasta un casco militar de la segunda guerra mundial”, dice Eduardo Aguilar al recordar el Buen Trueque 2013.

En Cancún, Quintana Roo, un grupo de mujeres de las zonas vulnerables que han trabajado recientemente temas de economía solidaria, agroecología y reciclado, participan por primera vez en un trueque. Son más de 20 mujeres “que están bien emocionadas con lo del trueque”, comenta Ita Reyes, integrante del Ecotianguis local, organización que ha trabajado con ellas.

“Primero como que no entendían la onda de que no se va a cobrar nada, ni regalar, que todo es intercambio. Luego decían que no tenían nada que intercambiar” (aunque hacen comida tradicional yucateca), ahora van con sus hijos, maridos y comadres, y se “súper emocionaron” porque les van a enseñar sobre la producción de tilapias, añade Ita.

La Unicoop le entra al trueque
En la Universidad Cooperativa de Cancún se ofrece un seminario de Economía Solidaria, ahí se reflexiona sobre la economía tradicional, la alternativa, administrar la escasez o la abundancia, experiencias exitosas y fallidas de trueque y cooperativismo y se practica todo.

La entrada al seminario depende de hacer trueque, “es importante hacer la práctica del trueque porque haciendo es como entiendes realmente la potencialidad económica que tienen las redes autogestivas”, explica Ita.

Qué vas a truequear
La capital de México es la sede de por lo menos 3 sedes de Buen Trueque, estás son La Taza de los Sueños, en Copilco; el Bosque de Agua, en la colonia Del Valle; y Casa Monx, en la San José Chapultepec.

Andrés Pichardo de la Feria Multitrueke, espera asistir a los trueques chilangos para conocer más proyectos y tejer redes.

“Tengo libros y algunos estudios de Greenpeace para compartir pero también llevo jabones biodegradables y juegos colaborativos que distribuyo. Y me gustaría conseguir una chamarra libros o música del mundo”, dice Andrés.

“Llevo ropa, libros, algunas plantas de mi huerto, bio fertilizantes y control de plagas naturales y espero conseguir ropa, otros libros y que me lean las cartas también”, secunda Ita Reyes, desde Cancún.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deja un comentario
Por favor ingresa tu nombre