Tras liberación de cafetaleros, CNOC continúa lucha por comercio justo

0
176
Viridiana Bretón y Crisanto Valiente con sus familiares. Foto: Facebook CNOC.

Organizaciones cafetaleras buscarán que la AMSA-ECOM desista de sus acusaciones.

La Coordinadora Nacional de Organizaciones Cafetaleras (CNOC) reportó que el lunes 9 de octubre fueron liberados de prisión preventiva Viridiana Bretón y Crisanto Valiente, quienes habían pasado cuatro meses en la prisión estatal de La Toma, Veracruz. Los acusados por la empresa exportadora AMSA-ECOM por provocar un incendio en bodegas de la compañía en enero de 2020 continuarán su defensa en libertad.

Acusación por la que ha habido múltiples manifestaciones organizadas por la CNOC en Xalapa y la Ciudad de México. Pues, los acusados consideran haber aportado evidencia suficiente de que no estaban presentes en el lugar del incendio cuando ocurrió. Además de Viridiana Bretón y Crisanto Valiente, fueron liberados desde hace tres meses Cirio Ruiz, Minervo Cantor y Abraham Cabal, por falta de pruebas.

La CNOC compartió que su siguiente objetivo es que la empresa acusadora se desista de la persecución penal y deje de intimidar a su organización. Mientras tanto, seguirán convocando a los gobiernos estatal y federal para que apoyen sus demandas por un comercio del café a precios justos y que parta de las condiciones reales en México, no de la especulación financiera en el extranjero.

Acciones por el comercio justo
Productores de café lavado agrupados en la CNOC exigen al gobierno federal que intervenga el mercado del café en México para garantizar precios justos. Pues, acusan que empresas trasnacionales como AMSA-ECOM buscan pagar el kilogramo de café pergamino convencional a un promedio de 37.05 pesos, con corte hasta el 3 de octubre.

Fernando Celis, asesor de la CNOC, comentó que ello se debe al comercio bursátil en Nueva York, el cual se determina con base en la producción brasileña de cafés no lavados, considerados de menor calidad. De tal modo que ese estándar de precios ignora factores propios de México, como la disminución en la producción local de cafés lavados y la inflación en los costos de producción. Integrantes de la CNOC temen que de vender su producción a esos precios, recuperarían apenas el 50% del costo de producción.

Fernando Celis ejemplificó, en el café cereza (sin procesar) los precios por kilogramo descienden hasta los 6 pesos en Cosautlán, Veracruz; a 5 en Cuetzalan, Puebla; y hasta a 4 pesos en Huatusco, Veracruz. De mantenerse la tendencia, los productores de café se verían afectados con una baja nominal del 57% en sus ingresos en esta cosecha 2023 – 2024, con respecto del ciclo 2021 – 2022.

Hasta el momento no han respondido a los pedidos de regulación la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER) ni la Secretaría de Economía. Fernando Celis acusa que funcionarios de la SADER han protegido los intereses de las trasnacionales, quienes a su vez atribuyen la baja en los precios del café a cadenas de cafeterías como Starbucks.

Notas relacionadas:

Coordinadora cafetalera exige liberación de productores

UCIRI celebra 40 años de comercio justo y cooperativo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deja un comentario
Por favor ingresa tu nombre